ADOFEM realiza  primer Congreso Internacional de Educación Médica 

ADOFEM realiza  primer Congreso Internacional de Educación Médica 

La Asociación Dominicana de Facultades y Escuelas de Medicina (ADOFEM), realizó el “Ier. Congreso Internacional de Educación Médica” donde trataron distintos temas en torno a la enseñanza de los estudiantes de medicina en el país.

El evento tuvo como tema principal la educación médica integral hacia los recursos humanos en salud y los planes de estudio con las exigencias de acreditación nacionales e internacionales.

Las palabras de apertura del evento estuvieron a cargo del doctor Miguel Robiou Kranwinkel, presidente de ADOFEM y decano Área De Ciencias De La Salud del Instituto Tecnológico de Santo Domingo (INTEC).

“Queremos sentar las bases para darle un impulso a una formación más específica y formal en la educación de medicina”, expresó.

El doctor Miguel Robiou, aseguró que, “la educación médica vas más allá de usted pararse en un aula a dar una entrevista magistral y leer una simple cátedra, se necesita empatía, es buscar la manera de que el estudiante entienda que la investigación, la bioética y los procesos de formación forman parte de este universo y poder sacar el mayor provecho”.

En este encuentro de la comunidad médica dominicana se desarrollaron los temas: «Retos y Desafíos de la Educación Médica en Las Américas» por el doctor Marcos Núñez Cuervo. “La ética y bioética como cultura de la investigación”, a cargo de la doctora Tograma Rodríguez, “Importancia de la bioética en la educación médica”, por el doctor Miguel Suazo.

También temas como: “Una Salud (One Health) en el Currículum de Medicina” por la doctora Helena Chapman, “Los Concurso de Residencias Médicas Internacionales: Visión Holística Para el Médico Dominicano” a cargo del ingeniero Raúl Díaz, “Atención Primaria en el Curriculum Médico Basado En Aps” por el doctor Ángel Pellegrino, entre otros temas vitales en la educación médica.

Asimismo se desarrolló el panel “Investigación en educación médica. Experiencias y mejores prácticas en República Dominicana”, a cargo de Two Oceans in Health, con la participación de los doctores Eddy Pérez Then, Marija Miric, Massiel Méndez, Wanda Quezada, Juan Castillo Ureña y Rafael Valdez.

Para el presidente de la Federación Panamericana de Facultades y Escuelas de Medicina (FEPAFEM), doctor Marcos Núñez, este congreso trae temas que aportan en las competencias actuales que necesitan los aspirantes a médicos de las distintas universidades que imparten la carrera de medicina en el país.

“El programa del congreso está muy bien equilibrado con temas como; la ética, la bioética, las competencias del siglo y la presentación de prácticas de expertos internacionales como lo es Argentina”, especificó.

Sin embargo la doctora Togarma Rodríguez, consideró que la educación de salud en el país tiene retos y que este tipo de evento permite analizarlos y resolverlos, para lograr encontrar soluciones en conjunto para lograr el éxito.

“Si nos medimos siempre nos va a faltar algo, pero si vemos los médicos dominicanos tienen un buen índice de inserción internacional, ocupando posiciones muy altas en Europa y Estados Unidos y que gracias a ellos permiten la entrada de los demás, creo que no estamos tan mal, estamos avanzando lo importante es estar en el camino”, resaltó.

En tanto que el doctor Pablo Smester, presidente de la Sociedad Dominicana de Simulación en la Educación Médica, explicó que abordar este tema en los congresos le da la relevancia que amerita las prácticas de medicina en no humanos de los estudiantes de medicina en el país.

“La importancia de la simulación radica en que el estudiante estará más preparado al realizar la práctica en humanos y podrá realizar un mejor trabajo, porque esta área es un espacio seguro donde los estudiantes pueden cometer los errores necesarios hasta dominar el proceso”, agregó.

El evento estuvo dedicado al doctor José Raymundo Jiménez Hernández en honor a su trayectoria en educación, quien fue decano del Instituto Tecnológico de Santo Domingo (INTEC) por 25 años ininterrumpidos.